¿Qué  sabemos de la comunicación?

¿Qué sabemos de la comunicación?

Por Miss Heidy Cifuentes

 

Comunicarnos parece ser algo cotidiano, algo que se realiza sin ningún esfuerzo y que no requiere de planificación. La comunicación se define en ocasiones como una herramienta útil para relacionarnos con nuestro entorno para lo cual el ser humano está diseñado, pues nadie puede vivir en aislamiento total, por mucho que se esfuerce en hacerlo.

 

En la comunicación intervienen cinco elementos básicos, que en su interacción adecuada o no, dan origen al proceso comunicativo, siendo estos: El emisor el ser que inicia la comunicación, su papel es esencial ya que debe buscar como acomodar el lenguaje para que el mensaje a transmitir sea claro y accesible al receptor, quien debe decodificar el mensaje (interpretarlo) y enviar la respuesta, creando así el circuito de la comunicación, ya que el proceso se vuelve circular.

 

El siguiente elemento el mensaje, todo aquello que el emisor desee transmitir, se divide según las funciones de la comunicación en seis: Referencial, proporciona datos. Expresiva, expresión de emociones y sensaciones. Poética, uso especial del lenguaje en una expresión bella y agradable a los sentidos. Apelativa, solicitar o convencer a quien nos escucha de que acceda a nuestras peticiones. Fática, inicio, continuación o finalización de una conversación y Metalingüística, explicación a través del lenguaje. Los siguientes elementos el canal y el código están relacionados entre sí, ya que depende de la situación comunicativa, el momento en que se realice la comunicación.

 

El canal es el medio que se utilizará para transmitir el mensaje, por ejemplo la utilización de carteles para comunicar acerca de una actividad, en este caso el cartel es el canal y el lenguaje escrito el código. Si fuera anuncio televisivo, el canal es el anuncio y el código lenguaje verbal.

 

Todos estos elementos son puestos en acción al momento de comunicarnos, el proceso de interacción entre las personas puede ser algo cotidiano y práctico, pero depende de los individuos hacer posible la comunicación. La selección del código y el canal debe ser asertiva para que el mensaje llegue y perdure a los receptores. Los emisores tienen la tarea más delicada en el proceso porque ellos deben conocer al receptor, diseñar el mensaje y elegir el canal más conveniente. Se podría aplicar el dicho “Como me traten, trato” y determinar que muchas veces nuestros problemas comunicativos radican en la forma en que nos dirigimos a los demás, debemos conocer a los receptores, organizar nuestras ideas y meditar en nuestro trato con las personas.

 

Comunicarnos es una herramienta que puede abrir o cerrarnos las puertas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *